Idiomas

Inicio
Cultura Xunta

INMATERIAL

Patrimonio y memoria colectiva

16/04/2019 - 23/06/2019

Patrimonio Cultural de España, Subdirección General de Promoción de las Bellas Artes y Museo Nacional de Antropología

Inmaterial. Patrimonio y memoria colectiva realiza un recorrido por los orígenes del Patrimonio Inmaterial a través de las instantáneas de algunos de los fotógrafos documentalistas españoles y extranjeros más importantes de la historia como Jean Laurent (fotografías realizadas entre 1860 y 1886), Mariano Moreno (1892-1925), Baltasar Cue (1891-1894), Aurelio de Colmenares y Orgaz, Conde de Polentinos (1894-1935), Pedro Ibarra (1858-1934), Eustasio Villanueva Gutiérrez (1913-1929), Otto Wunderlich (1914-1933), António Passaporte, Loty (1927-1936), Luis Escobar López (1920-1960) y Cristina García Rodero, entre otros, procedentes de los ricos fondos del Instituto de Patrimonio Cultural de España y otras instituciones.

La UNESCO, en su “Convención para la Salvaguardia del Patrimonio Cultural Inmaterial”, que se firmó en Paris el 17 de octubre de 2003, considera patrimonio cultural inmaterial las tradiciones y expresiones orales, incluido el idioma, a las artes del espectáculo, los usos sociales, rituales y actos festivos, los conocimientos y usos relacionados con la naturaleza y el universo, y las técnicas artesanales tradicionales. 
Esta exposición ilustra algunos de esos contenidos a través de imágenes que fueron tomadas con bastante anterioridad a la Convención. Se ha hecho, por tanto, una relectura en clave actual de fotografías que no tenían la misma intención documental que nos mueve ahora ni que, en su momento, se amparaban bajo el paraguas del patrimonio inmaterial.
La participación del espectador se vuelve necesaria para añadir a las imágenes algo que está presente en ellas pero no de manera explícita. Las personas, más allá de su apariencia física, se relacionan entre ellas e interactúan en diferentes lugares, ya sean festivos, laborales o domésticos. Aparecen en situaciones que hoy nos siguen resultando comprensibles, a pesar del cambio socioeconómico que resulta muy visible. No obstante, aún las podemos cargar de precisiones con nuestra visión, incorporales los conocimientos técnicos necesarios para cualquier actividad laboral, los sentimientos afectivos o lúdicos, o las reglas sociales que rigen las relaciones humanas.